Contenido protegido.

lunes, 7 de marzo de 2016

Canciones para Eva




Sueño, luego existes

Aunque a veces parezca
que la estrehez crece y
caigan de mis manos las
grandes esperanzas que te cuento,
lo cierto es que deseo pocas cosas, Eva,

No más que ver como rompes
el primer trozo de chocolate
con tus pequeños dientes, y adivinar
el dulce masaje que le sigue

Encontrarme con tus talones
cuando no hallo la postura adecuada
en la cama, besar tus palidos hombros
y emborracharme de ron en los parques

También quiero ver batallas y contar
historias, que mi equipo gane los domingos
y largas sobremesas donde la discusión no cese,
un par de discos a oscuras suenan muy bien

Algo sencillo, como un viaje o un buen polvo,
y que tu cuerpo me siente como un buen
porro de maría. Risas y abrazos en la
madrugada, tu olor en mis camisetas...

Son pocas las cosas que deseo, Eva,
Pero estás en todas ellas y en
ninguna al mismo tiempo


3 comentarios:

  1. De los tres, éste es el que me comunica más y me parece más espontáneo. Me gusta especialmente por eso, por el fondo.

    ResponderEliminar